lunes, mayo 09, 2005

Gachas gotea: el desenlace

Todo fue muy sencillo tras la apertura del bote sifónico y la extracción de lo abyecto de su interior: vino el fontanero y me hizo hacer de pinche de fontanería: a ver, tira de la cadena, deja correr el agua de la bañera, ahora la del lavabo, ahora abre el grifo del bidé (Gachas tiene bidé) y así sucesivamente (bueno, ahí se para la cosa, no hay más aparatos que generen agua, al menos en mi baño). Mr.Fontanero emitió su veredicto: atasco en el bote sifónico que está muy alto y que inevitablemente se seguirá atascando con regularidad, por tanto Gachas habrá de abrirlo y extraer lo que fuere de ahí dentro también con regularidad. ¡Urgh!

En otro orden de cosas: hay pertinaz sequía. Este blog aparentemente frívolo quiere dedicar un párrafo a ello porque es un tema de primera importancia para la humanidad española actual: haced el favor de ahorrar agua, amiguitos. Si no lo hacéis, llegará el doloroso momento en que os veréis obligados a canjear vuestros flamantes i-pods de 3 gigas por botellas de Font Vella de litro y medio, majetes.

2 comentarios:

Nadj dijo...

Estoy haciendo acopio de botellas para ser el rey ipod



MWHAAHAHAHAHAH

Anónimo dijo...

Como ya te he dicho alguna vez, yo pasé de vivir en un país pasado por agua, a otro aún más pasado por agua. Si vieras los nubarrones que pasan ahora mismo por mi ventana, en pleno mes de mayo, en esta primavera británica...
Yo me apunto también al canjeo de Solares por i-Pods, pero que conste que por menos de 20 gigas, ya pueden venirme arrastrándose y con la lengua fuera, que no me inmuto. Ah, y que el i-Pod sea rosa.

Ms Tytania x