sábado, abril 09, 2005

San Casau

Ya está: lo he visto en la tele, Carlos y Camilla bendijeron su adúltera unión. Han ido Sting y Mr. Bean al menos.

Creo que estaré unos días convaleciente tratando de recuperar la energía bloguera para volver a hablar de temas que no incluyan las palabras boda, funeral, pontífice, Principado. Mmm, tengo ganas de volver a la normalidad, a la zapatilla de cuadros bloguista.

5 comentarios:

Pamplemousse dijo...

Querida Gachas,
va a ser difícil recuperar la normalidad tras esta fúnebre semana que acaba de pasar.
Lo cierto es que a medida que me hago mayor, afronto con menos fuerza los envites mediáticos. Desde el 11-S hasta ahora, las cadenas públicas han ido desgastando mi moral y mi fe en la humanidad con continuos sobresaltos. Cuando quiero protestar no puedo sino exhalar un impotente "Qué planeta". Mi amargura se ha globalizado.
Todo va mal cuando millones de personas pasan una décima de segundo por delante de un cadaver pútrido, cuando los bancos cobran comisión por enviar ayuda a los del maremoto, pero aún peor (y permítame esta fruslería esteticista) cuando se decide cambiar el nombre de una emblemática estación de tren "Stazione termini" por el nombre del polaco.
¡Que dios nos pille confesados! Acudieron millones a Roma: los fieles, los morbosos, los ociosos, a despedir al pontífice-star, sumo príncipe de los Media. Que otro polaco, Stanislav Lem, levante la cabeza y los meta a todos en una nave con destino a Solaris, y que allí se les aparezca Woytila, y que disfruten de él hasta que envilezcan, y que luego, presos de su locura y de su ignorancia desaparezcan en las tripas del planeta. Con un poco de suerte este viscoso planeta será tan ecuánime y condescendiente, que les permitirá recrear un Vaticano enterito, de dimensiones colosales para que todos sigan pensando que de entre todas las cositas que flotan en el Universo, Dios puso especial interés en una mierda tan insignificante como los medios de comunicación terrestres, de los cuales este anciano venerado fue un alumno aventajado.

Pamplemousse dijo...

Postdata: me encantó el tocado solar de Camilla.

Nadj dijo...

Tras un comment asi solo puedo mantener el silencio..

Anónimo dijo...

En una nota mas banal: la feliz pareja cuasi-real paso su primer dia de casados en Balmoral, Escocia, asistiendo a misa y apretujando manos del publico. Y como decidio Charles pasar su primer dia de casado? Con faldas y a lo loco.

... BIIIEEEENNN!!!

(Ok, ok, ya se, era un kilt escoces)

Gachas dijo...

Mi buen Carlos con su faldilla y su bolsita de cuero en la cintura para llevar las monedillas, parecida a la que llevábamos las niñas del post-franquismo. Y dices que en Balmoral. No sé, a ver si va a ser en Navalmoral, un viáje relámpago a extremadura y tal...