domingo, marzo 13, 2005

Palomísima

Viendo una noticia sobre his holiness Juan Pablo II en Tele 5 dudé si la voz de la comentarista era la de la entrañable Paloma Gómez Borrero, que, si no me equivoco, siempre fue de TVE y ya está medio jubilada.

Supe alguna vez que Gómez Borrero había formado un hogar italiano, con un maridete italiano y unos hijos con nombre italianizado (Maurizio, Fabrizio o similar. Letizia también nos sirve para el ejemplo). Paloma, madre ejemplar además de corresponsal en la Santa Sede, seguro que cocina rica pasta para sus "campeones" o sus "fieras". La gran duda viene aquí: ¿les hará los macarrones con tomate y chorizo gratinados al horno que toda madre española lleva en su ADN, o por el contrario se esmerará en rellenar raviolis de ricota y demás zarandajas italianas? si optó por la segunda modalidad, habrá convertido a esos Fabrizios y Maurizios en verdaderos analfabetos gastronómicos. ¡Tres hurras por el macarrón gratinado con chorizo!

¿Y Rosa María Calaf? la pobre, siempre destinada a países conflictivos. Así no se pueden formar familias ni practicar recetas. Aprende de Paloma, Rosa María: pide que te destinen a Luxemburgo, a San Marino, a pequeños Estados tranquilos donde lo profesional no impere sobre lo familiar.

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Cuando yo era pequñita y viva en España, había sólo dos periodistas mujeres en el telediario: Una era paloma Gómez Borrero, en la Santa Sede, y la otra no me acuerdo del nombre, pero era regordeta, llevaba un moño tipo nido de abeja y era especialista en tauromaquia. Las dos despertaban pasiones en mi familia.
- Esa lo que es es una enchufada del Opus -decía mi madre cuando aparecía la Borrero.

- Pero que puede saber una mujer de toros? -exclamaba mi padre, cuando aparecía la del moño retro (incluso entonces era retro) comentando la corrida del día.

Gachas dijo...

Hola Miss Titania: me parece que la periodista de toros a la que te refieres es Mariví Romero, pero a la vez dudo, porque Mariví Romero llevaba melena a feas capas setenteras y no moño. No sé, si no era esa, no sé a cuál te refieres. Igual a la de Informe Semanal, pero esa no era corresponsala sino mero busto parlante.

Nadj dijo...

Ey, llamame snob, pero prefiero los raviolis italianizados

Anónimo dijo...

Hola Miss Delicatta,
De la ÇRomero ya me acuerdo ya, era como lesbianón. No, esta otra señora tenía specto de hacer anuncios de Ariel (*froto los cuellos, froto los puños y hala, al alambre!*) y realmente lucía un característico nido de abeja ya entonces con 20 años de retrao. A veces hacía reportajes de fútbol tambien, debían tenerla de sustituta en los pasillos de Prado del Rey. Su aparición en el sagrado ámbito del balompié despertaba en mi padre -hace falta decirlo?-, el mismo comentario:
- Pero, ¿qué puedes saber tú de fútbol guapa?

Ms Tytania xx

Anónimo dijo...

Espera, que me está dando un flashback con estas imágenes del pasado que estamos desenterrando.
Cuando mi padre decía lo del fútbol y las mujeres -y me imagino que la aprición de Mariví Romero le hacía espetar los mismos comentarios, a veces añadía:

- Esa lo que pasa es que estarán liadas con algún jerifalte.

_ Pero bueno -replicaba mi madre-, es que una mujer tiene que acostarse con un tío para entender de toros y fútbol?
- Calla mujer: para entender no, pero ya me contarás cómo está ahi, presentando los deportes. Se habrá acostado con alguien.
- Pues el día que tus hijas tengan un trabajo dignop, espero que no dcreas que es porque se han liado cion alguien.
- bueno, bueno, no me marees mujer, que me vas volver burra. He dicho burra, ¿eh? Que mira que debe ser más difícil. Pues tú y tus hijas lo vais a cosneguir.

Esa es la teoría feminista que me inculcó mi familia working class. Me río de mis amigas de familias cultivadas y liberales que leían libros y eso.


Ms Tytania

Gachas dijo...

Titania, ese flashback lo compartimos muchos/as baby-boomers de Ejpaña.
Pero yo daré una vuelta de tuerca más: en mi caso, el comentario de tu padre sobre las presentadoras lo haría, ejem,...mi madre.¡Viva el buen feminismo inculcado en casa!

Anónimo dijo...

Querida Delicata, es una milagro que no saliéramos yonquis.

Ms Tytania

Gachas dijo...

Nadj, Nadj, el ravioli relleno está rico pero, ¿y la costra gratinada de los macarrones?, ¿qué me dices de la costra gratinada de queso manchego rallado, eeeh? Fuera el Parmesano y el Grana Padano: el buen García Vaquero en sus platos de pasta (que ahora se llaman núdels, es el término posmo)